viernes, 18 de enero de 2008

¿Còmo se construye un huerto escolar?



En la preparación de un huerto, se toman en cuenta los siguientes pasos:
Escoger el terreno que esté disponible dentro de la escuela.
Limpiar el terreno, eliminando cualquier material de desecho, piedras, maleza u otros.
Labrar el terreno, unos 20 o 25 centímetros de profundidad
Desmoronar y triturar muy bien la tierra.
Fertilizar el terreno preferiblemente con abono natural. Es recomendable utilizar fertilizantes naturales, para evitar la contaminación de la tierra.
Después de que el terreno está preparado, se hacen surcos y se colocan en ellos las semillas previamente seleccionadas, dejando el espacio necesario entre ellas. Se deben investigar lo que necesita cada planta.
Regar con abundante agua, sin excederse, para favorecer los procesos de germinación y desarrollo. Este riego es preferible hacerlo, en horas de la tarde o en la mañana antes de que salga el sol.